sábado, junio 28, 2008

EL TERRITORIO EN LA SECRETARÍA GENERAL




Mientras observo cómo la Pobreza resulta ser el peor enemigo del Medio Ambiente, me hago eco de una cuestión que provoca, no por lo sorprendente, nuevos y renovados desánimos en mi ya maltrecho sentimiento respecto a lo que representa el Agua en nuestra España plural. Me refiero a la aparición de la sra. De Cospedal como fruto maduro del reciente Congreso celebrado en Valencia por el Partido Popular. Esta señora no nos conviene para nada a quienes vivimos en las áridas tierras de este Sureste maltratado por la sequía. Nos muestra la imagen más negativa de quien está prisionera de razones meramente territoriales. Se aleja de las tesis objetivas por las cuales se demuestra que la plural España es un país seco no en cuanto a lluvias sino que lo es por su mala distribución. Pensé, incauto, que la señora De Cospedal habría de iniciar, desde su privilegiado puesto de Secretaría General, una campaña esclarecedora de que el problema del Agua en España no es su escasez sino su mala distribución; y que la Hidráulica, en absoluto basada en una política de oferta indiscriminada, sería el mejor instrumento para arbitrar soluciones razonables, sin matices absurdos referentes a cuestiones de segundo nivel tales como los campos de golf, el ladrillo, el boro y la posidonia. Pero no, éramos pocos los que estábamos por la defensa de un Agua nacional y ahora somos menos, pues De Cospedal no es precisamente un personaje sin fuste y sin importancia y de quien sus opiniones pudieran carecer de relieve.

Cierto, sorprender no nos ha sorprendido pues lo más importante para la nueva Secretaria General del PP es (lo parece) mantener sus posibilidades de triunfo en Castilla La Mancha, en donde hablar del Tajo es pecado mortal. De todas maneras, resulta ridículo y estrafalario, por no decir indigno, el titular que Pedro Saura (debería escribir una profunda tesis sobre la paja y la viga) dedica a la cuestión De Cospedal, sin empacho alguno de establecer que, en todo caso, tal señora representa menos violencia para nuestra región que el propio Barreda, correligionario de aquél en las cosas socialistas y presidente del gobierno manchego. Se comprueba así, una vez más, que el político de turno es incapaz de mirar más allá de su redondo ombligo, lo cual produce indefensión intelectual en todos aquellos que respecto de la política sólo nos interesa su capacidad de resolver los problemas de la sociedad, en lugar de propiciar seguridad en el estatus interno del jodido partido de cada uno de quienes hacen declaraciones estúpidas. Tal y como están las cosas, nadie de la periferia mediterránea hubiese pensado que la amiga De Cospedal hubiera hecho unas declaraciones diferentes de las que hemos escuchado. La España plural es tan plural como lo pueda ser la más plural de las naciones, por desgracia. El Agua –no hay que darle más vueltas- es el paradigma de la disgregación del país. ‘El agua que pasa por mi casa es mía y de nadie más’, parece haberse convertido en dogma para los ciudadanos de cada territorio y lo que es peor, como los partidos han cosechar los votos precisamente en cada uno de los territorios, en lugar de objetivar la cuestión de fondo, la utilizan de bandera para afirmar sus posiciones. Lamentable.

A ver, ahora, cómo salimos de ésta, de esta situación en donde intereses políticos de carácter sectario, argumentos territoriales de caciquismo integral, de filósofos tozudos con predicamentos políticos a ultranza, de ecologistas radicales y de los aprovechados de turno, han organizado un tiberio de escándalo en donde la cuestión hidráulica es hoy el Leviatán de un progreso que no nos ha de conducir a nada. Y, a todo esto, doña De Cospedal entra en acción.

JUAN GUILLAMÓN, Diario La verdad, Murcia, junio 2008.

EL 97-97 VERSUS EL MÉTODO DE LA VENTANA



Para los ingenieros, el dato del Agua es demasiado variable en el corto plazo; semiconstante en el medio plazo y casi constante en el plazo largo, estudiada con series anuales cardinalmente importantes. Así pues, resulta intolerable, bajo el punto de vista ingenieril, no estimar las necesidades del Agua -y su garantía de servicio- bajo un criterio hiperanual. La regulación interanual es consustancial al método de trabajo de los ingenieros hidráulicos. Examinar la distribución de lluvias a lo largo de un año no produce información fiable para determinar con garantía suficiente el Agua disponible. Por eso, examinar la pluviometría a lo largo de series de setenta o cien años es muy procedente para cualquier planificación hidráulica sometida a los cánones científicos más ineludibles. Y esto, hoy, cobra especial valor por cuanto la intrusión política a que se ven sometidas las disciplinas, no ya hidrológicas sino hidráulicas, es verdaderamente intolerable

Hemos llegado al punto infausto de determinar la procedencia o no de la instalación de mecanismos hidráulicos en función del llamado ‘método de la ventana’: me asomo a ella y sí llueve, no hago nada y dejo que la Naturaleza fluya a su aire, por muy criminal que este aire sea. Por el contrario, si una vez de codos sobre el alféizar de la ventana del estudio de los planificadores hidráulicos, observo que durante un periodo de tiempo corto o (muy cortito) no llueve, dispondré de una tubería, cuyo coste no supere 180 millones de euros, o así, para disponer del traslado de agua de un sitio a otro; eso sí, si a la semana siguiente comenzara a llover, mi compromiso sería el de levantar tal tubería (a despecho del euro).

Este desatino de planificación sustituye al muy aceptado método que los ingenieros denominamos 97-97, cuyo significado es que –siempre- para la población, su industria y su agricultura, se debe garantizar durante el 97% del tiempo el 97% de las necesidades derivadas de la actividad económica y social. Pero por desgracia en España hoy priman las banderas territoriales, los políticos avezados que, enarbolando la bandera del Agua, bien sea con ‘Agua para todos’, bien con ‘El agua es mía’, impiden cualquier tipo de planificación, algunos so pretexto (malvado) de que es la Naturaleza, la propia Naturaleza quien justifica medidas sectarias e infames. Y lo que es peor, con el apoyo de un no muy nutrido grupo de ingenieros que no dudan en calificar las obras hidráulicas bajo el repulsivo calificativo de faraónicas, como despreciando abiertamente el sentido del trabajo ingenieril que no tiene otro objeto que hacer que la vida de los ciudadanos no sea una constante tragedia, pues piénsese que, en efecto, la Naturaleza le ha sido dada por Dios a los hombres para su uso, disfrute, reparación y mantenimiento.

Y como ejemplo de esta locura antihidráulica que territorialmente se expande por España cabe precisar que en Aragón, tras haber impedido la realización de una transferencia hidráulica de 1150 hm³ en la desembocadura del Ebro con destino al sur mediterráneo, han exigido (unánimemente) que en su Estatuto de Autonomía figure expresamente la cantidad de 6.550 hm³ para uso exclusivo de los aragoneses. La ciencia hidráulica debería presentar su dimisión irrevocable en esta España tan plural e insolidaria.
REVISTA 21, Madrid, junio 2008

LUÍS CASADO TIENE UNA VENTANA




Si para ir al trabajo, si para comprar, ir al cine, al fútbol y teatro, tengo que coger el coche; si para llevar hijos y nietos al colegio, si para ir al médico, no puedo ir andando, entonces mi ciudad no es saludable. Pero, la ciudad, sin embargo, es posible. Sí, porque ir hasta el número tal (y cual) de la calle Villa de Marín, es gratificante. Allí, hay, entre todos los cuartos de baño, uno especial, cuya visita compensa el agobio provinciano –periférico de la periferia de Europa- a que se ve sometido uno tras el ataque de autobuses, metros y taxis. El tal cuarto de baño pertenece al piso cuya propiedad corresponde a Luís Casado. Muy buen aseo y genial la ventana, desde donde se divisan las cuatro torres de imponente presencia en Madrid. Las torres dan pie a que el ciudadano, y no solo el periférico, quede admirado ante la ciencia y el arte. Ciencia escrutadora de los secretos de los materiales empleados para un diseño tan espectacular, y arte en eso, en el diseño.
De vueltas por Madrid, no dejaré de visitar el cuarto de baño de Villa de Marín, y asomado, de codos sobre el alféizar de su ventana, poder admirar el arte y ciencia de las cuatro torres. Siempre con la autorización inteligente, inmadura y ligeramente enajenada en la cordura de Luís Casado, ése que se plantó en el mundo justo cuando el mundo se pasmó ante mí.

lunes, junio 16, 2008

GAUDÍ Y YO, EN LEÓN.



Aprendiendo, siempre, a la menor ocasión es un buen método para convertirse en ignorante integral: cuanto más sabes, más ignoras. Siendo el conocimiento de naturaleza infinita, acercarse a él es como intentar recorrer espacios infinitos, espacios en absoluto al alcance de nadie. Sólo sé que nada sé.
Aquí, el excepcional arquitecto, intenta, en vano, desvelarme los secretos de su magia arquitectónica, su intuición estructural y el núcleo de sus intenciones. Bien sé que no toda la Arquitectura es Arte, pero en el caso de Gaudí estamos a mitad de recorrido entre la máxima cota lograda por el hombre y el propio Dios, quien debe guardar a este arquitecto en los espejos, hilos, curvas y simetrías celestiales

martes, junio 10, 2008


He recibido el comentario que a continuación incluyo, firmado por el sr. San Román y le contesto.
Eduardo San Román ha dejado un nuevo comentario en su entrada "Juan Guillamón defendió en Zaragoza el trasvase al...":
Señor Guillamón:Veo que sigue con su defensa ¿desinteresada? por el agua de Murcia। También se permite opinar sobre la demanda que un supuesto bufete de abogados, que claro también lo hace mirando por el bien colectivo, ha planteado a Greenpeace por mostrar lo que gente como usted están haciendo con Murcia y con el resto del planeta (La Opinión de Murcia, 08/06/08). Me refiero a las imágenes del Mar Menor, esa catástrofe creada por políticos, promotores y especuladores. No tiene ninguna legitimidad para usar la ciencia e intentar confundir a la ciudadanía. Los ecologistas que usted tacha, cuanto menos, de ignorantes tienen entre sus filas doctores en ciencias, licenciados e ingenieros (como usted, mire que casualidad). Todos ellos con una catadura moral fuera de toda duda y que dudo quiera o pueda entender.Le ruego que deje sus discursos y ataques a los colectivos que miran por el bien de todos. Sobre todo cuando gente como usted sólo le mueven intereses (económico, político...quien sabe). ¿O es que al Colegio que representa no le interesa seguir haciendo obras públicas, cementando cauces y costas? Ya está
bien de hipocresía señor Guillamón।


Ésta es mi respuesta:

Dilecto (o, quizá, no) amigo, veo que usted es un cerebro constante, constante en sus intenciones, intenciones que, a mi modo de ver, no dejan de ser estúpidas, muy estúpidas en cuanto a su carencia ridícula de rigor। Piense que no es de recibo llamarme hipócrita pues, jamás, he dado la nota renunciando a mis firmes criterios que, ciertamente, sustento desde muy lejos। Su comentario irónico respecto a si me mueven intereses económicos o políticos es de una imbecilidad sin límites, ¿porqué usted se permite tal opinión? Supongo que porque pertenece a esa impresentable facción del ecologismo radical (ese que no sale de los despachos y que formula, perennemente, sobre bases muy determinadas políticamente, sus impresiones tajantes e incompletas) siempre atenta a demonizar sin piedad cualquier actuación que implique progreso acusando a sus promotores de corruptos y depredadores, sin distinción। Todos lo serían, en efecto, si la solución de los problemas económicos, sociales y ambientales fuera su favorita Alternativa CERO। No me mueve interés alguno fuera de defender el sentido común del que personas como usted carecen। Es usted un fundamentalista que poco puede aportar a la sociedad con su radical actitud। Soy yo, seguro, con mis intenciones (nada espurias) quien puede arrojar mayor sentido al progreso de ciudadanos। Estoy (ligeramente) hasta las narices de que tipos como usted me acusen de ignorante, cuando lo cierto es que son otros los que deben ampliar el foco de sus conocimientos más allá de su romo horizonte।

Cuide sus palabras, sus juicios y sus modos. Queda, señor San Román, en un plano de ligera vergüenza, la que a mí me da teniendo que perder el tiempo en dar una contestación adecuada y educada a los juicios de valor que usted hace por el solo hecho de que me permito discutir con gente como usted, esa que desprecia el valor de la ingeniería, de la hidráulica, porque creemos que, muy por encima de quienes opinan integralmente en ‘verde’, ellas son las mejores aliadas del ciudadano para que la vida de éste no sea una constante tragedia. En suma, defender la ingeniería es defender a la Sociedad.

Respecto a lo de Greenpeace, me reafirmo en que sus manipulaciones merecen la prisión incondicional en la cárcel de papel a donde deberían ir todos los intransigentes, y usted también. Y no olvide que me permito opinar sobre lo que me dé la gana, siempre y cuando disponga de los conocimientos oportunos. Y dispongo de muchos.

En fin, le voy a recomendar seguidamente, y con toda la educación posible, para que le admitan en esa academia ubicada en el ambiente de la inmanencia más cursi para que aprenda a enjaretar adornos con hilo en complejas urdimbres de tejido, calado con flores y figuras, para ponérselos en las bocamangas, bordadas con puntillas, para así poder decorar su parcial toga. Puede ir hasta allá. Y todo porque, entérese bien, yo no hago política: lo hace usted.

viernes, junio 06, 2008

DOS CANCIONES MEMORABLES


ANOUSCHTKA

EL MEJOR PALÍNDROMO: SARA BARAS


CAMINANTE, ¡HAY CAMINO!: santiago de COMPOSTELA

¿Eucaliptos o sequoyas?

Naturaleza¡CORREGIDA

Plaza del Obradoiro

PEL TEU AMOR y ALFREDO KRAUS



DIANA KRALL, en la LUNA



Fly me to the moon
Let me play among the stars
Let me see what spring is like
On Jupiter and Mars
In other words, hold my hand
In other words, darling, kiss me
Fill my life with song
And let me sing for ever more
You are all I long
for All I worship and adore
In other words, please be true
In other words, I love you
Fly me to the moon
Let me play among the stars
Let me see what spring is like
On Jupiter and Mars
In other words, hold my hand
In other words, darling, kiss मी
Fill my life with song
Let मीsing for ever more
You are all I लॉन्ग
for All I worship and adore
In other words, please be true
In other words, in other wordsIn other words,
in other वोर्ड्स In other वोर्ड्स
I love ... you

GUILLACRÓSTICO 41

41 CHISPAZOS  ESTIBA. - Lo de la pasada semana en el Congreso, con lo de los estibadores, resulta impresionante. Con todo, lo más grand...