lunes, junio 20, 2011

WEEK END FORMATIVO

No estoy inmerso en una supuesta operación orquestada contra las matriculaciones en la UCAM; no estoy en contra -sino todo lo contrario- de las Universidades Pontificia, Deusto, Navarra, Comillas, etc.; mi punto de vista respecto a sacar los restos de Franco del Valle de los Caídos es renuente al mismo por lo extemporáneo (yo soy más de desterrar de España los restos de Fernando VII, si acaso); nada tengo que ver con la visionaria iniciativa de mandar al ostracismo el Cristo de Monteagudo y, en fin, los excesos del laicismo es algo que no va conmigo. Valga todo lo anterior para evitar deshonestos juicios de valor acerca de mi indignada postura respecto a la iniciativa de la UCAM para implantar un máster que licencie ingenieros de Caminos, Canales y Puertos (ICCP). Carezco de elementos de juicio para opinar acerca de si las titulaciones establecidas por la UCAM tienen trampa o cartón del bueno y, por eso, no opino, pero en cuanto al máster de ICCP dispongo de cuantos argumentos sean necesarios para afirmar que lo anunciado, de ser así, es una estafa como una catedral. Y no precisamente contra el prestigio pretérito de una profesión reservada -años atrás- a individuos con capacidad intelectiva muy acreditada, sino contra la dignidad de una profesión a la que se pretende tratar mediante un mero y vergonzoso curso por correspondencia (léase on line, que queda más 'in') más propio de otros tiempos en los que CEAC y Radio Maymo ofrecían esos tipos de cursos, al tiempo que las señoras no licenciadas y encargadas de dar reposo al marido-guerrero se formaban en labores de corte y confección, también de modo on line.
Sépanlos todos -aspirantes a ingenieros, sus papás y los dignísimos profesores al volante de esta aventura- que no es posible (ni metafísicamente hablando) formar ICCPs los fines de semana. No digo yo que sea necesario agotar más de diez convocatorias para aprobar una determinada asignatura (tal como era posible suceder hace cuarenta y tantos años en la única Escuela de Caminos existente en España), pero hacer de la mitad de los fines de semana de un año un santuario para la acreditación de todas las asignaturas de un máster es o un misterio o una estafa. Es seguro que no habrá buenos ingenieros.
Es cierto que, por desgracia para nosotros, los ICCPs ya no somos tan imprescindibles para la sociedad como ayer lo fuimos pero también es una suerte para esa sociedad que esto sea así. En efecto, ahora el ingeniero tiene a su disposición ábacos, normativas, instrucciones, programas y códigos que antaño no existían y cuya ausencia hacía necesario un ejercicio profesional de alto nivel por parte de los ingenieros de Caminos, escasos en número y brillantes por su capacidad. Pero resulta que para manejar esos instrumentos, ahora, es necesario tener mucho conocimiento de los mismos pues, de no ser así, un simple operador podría hacer uso de ellos, dejando la interpretación de los resultados al albur de un horizonte lleno de estupideces.
Como Santo Tomás, si no lo veo no me creo que la ANECA haya aprobado este horrible diseño de Enseñanza. Es más, estoy seguro de que la verificación (¿o ha sido aprobación?) de este master encierra trampas. En el anuncio del cuadro de profesores que integran el máster se dice que son profesionales de gran prestigio. Ahora bien, con más prestigio (profesional, ¿eh?) hay en esta Región, digamos que un buen puñado y me incluyo entre ellos. Claro que no tendría (yo) vergüenza si se me ocurriera dictar clases de Hidráulica, Carreteras o Hidrología, pues una cosa es el conocimiento que el ejercicio profesional otorga y muy otra la capacidad docente que, desde luego, no proviene de ciencia infusa alguna. Además, en esto de lanzar por adelantado, de entre los nombres aludidos en el profesorado hay al menos uno que de hecho no está. Miedo tengo de que esto vaya adelante y por delante de la ANECA, pues no es descabellado pensar que, una vez iniciado este tramposo proceso, ese gran capitán de la nave católica universitaria de San Antonio, arengue a alumnos, padres y profesores para poder continuar con este esperpento que atenta gravemente a la dignidad de todos, absolutamente de todos los ingenieros de Caminos, Canales y Puertos.
Y lo mío, desde luego, no es laicismo, como no lo es que entre los profesores que ejercen en la UCAM haya quien por no creer no cree en Dios. Tome de esto nota el Sr. Mendoza para que el problema se circunscriba en el marco que debe estar, pues comparar la UCAM con la de Deusto (por ejemplo) sería lo mismo que comparar a Víctor Mature con Sir Lawrence Olivier.
Más o menos.
lA VERDAD, JUNIO 2011

22 comentarios:

Anónimo dijo...

Ahora resulta que sabes más de acreditación de títulos que la ANECA, si es que te sales de la tabla, zapatero a tus zapatos

Anónimo dijo...

¿Quien te ha dicho que son fines de semana alternativos?, vaya informadores tienes, ¿a que no te metes con la Europea de Madrid?, como allí está tu colega del Colegio nacional no te atreves

Juan Guillamón Álvarez dijo...

En realidad sé dos cosas: Una, lo que dice la ANECA y dos que el master planteado y no aprobado aún es una estafa. Solo sé esto, listo.
http://www.laverdad.es/murcia/v/20110618/region/aneca-cree-excesivo-concentrar-20110618.html

Miguel Angel dijo...

Es cosa mia o la universidad Europea (pinta y colorea) lleva haciendo esto año atras? porque se critica tanto la ucam y no la Europea? Solo oigo ladridos de gente envidiosa que no puede estar en la Ucam y de miedosos porque ven que les ha salido un fuerte competidor en un negocio en el que antaño enian el monopolio.

Anónimo dijo...

Estafa es la Ingeniería Civil de la Politécnica de Cartagena, pero como da clases tu amigo Sevilla y es pública no te interesa cuestionarla. En Ingeniería Civil de la UPCT repiten exámenes simultáneamente, hay menos ICCP's que en la de la UCAM, no tienen que defender el PFC delante de un tribunal, además de que es más sencillo, porque un compañero hizo una glorieta de PFC, cuando yo tuve que hacer un puente, 5 compañeros mios de la UCAM se fueron a la Ing. Civil de la UPCT y aún no han suspendido ni un examen, cuando en la UCAM no podían pasar del cero, es una realidad, ningún alumno de Ing. Civil de la UPCT se pasa a la UCAM, porque allí es más fácil, de Ing. Civil de la UCAM a Ing. Civil de Cartagena si se pasan, porque si no no acaban.

Juan Guillamón Álvarez dijo...

Cae usted, irremediablemente, en la estupidez si afirma que me mueven intereses personales. No se necesita exceso de inteligencia para observar que mis juicios obeceden a un criterio firme. La respuesta de usted, sr. Anónimo, carece de enjundia, diría que tan pobre de argumentos que quizá no sea la que correspondería a un futuro ingeniero de caminos ni, por supuesto a nadie con capacidad de dar o recibie lecciones en la UCAM, en la UPCT, en la Europea (a la que muestro mi desdén, lejano en la distancia) ni en la Almunia de Doña Godina. Cae usted en un ridículo total como polemista pues, despreciando argumentos, lo único que ofrece es el típico juicio de valor que califica a quien cree - como el ladrón- que todos son de su condición.
Amigo, insisto, lo de los fines de semana es una esperpéntica estafa.

Juan Guillamón Álvarez dijo...

A mi respetado Anónimo, el de más arriba, el de la interpretación directa, aquél que se enrolla como una clotoide, ¿de dónde sacas lo de las semanas alternas? Cabecica de alcornoque, quita vacaciones y cuenta los fines de semana disponibles. Quizá no más de 25 (¡la mitad!. Y eso sin dar pábulo a la licenciatura de Grado que, a ojos vista, se produjo en Mayo (vi la foto en La verdad).

Anónimo dijo...

Entiendo perfectamente que, después de necesitar 12 años para conseguir ser ICCP, estés tan a la que salta, tan quemado, vuelta y vuelta, tengo un compañero que me recuerda a ti, lleva ya 11 años con obras públicas, y no se le puede hablar de nada. Lo siento.

Juan Guillamón Álvarez dijo...

Desconocido sr. anónimo y forero enmascarado, proyecto de triunfador en busca de éxito (creo reconocer quién es usted), no he perdido el tiempo (¿no lo ha notado?)pues además de ICCP, soy Itop, además soy Diplomado en Administración de Empresas (CEPADE) de Grado II y, en fin, dentro de mis limitadas condiciones intelectuales soy Máster en Periodismo Deportivo (CEU- Marca). Todo eso soy, si bien tales logros se deben a una circunstancia muy injusta en forma de una (¡solo una!) asignatura (de valor práctico próximo a cero) que me hubo toreado, sin sentido y justificación, durante un montón de años. Lo que no quita -sin embargo- el mérito indiscutible que atesoro y que no es otro que la calificación de NOTABLE al final de la carrera, y en Madrid. Nada de fines de semana, nada de regalos en forma de Grado, ni asomo siquiera de docencia asistida on line en la UCAM. No, en Madrid y en la Escuela Superior, ¡fui de los mejores!
Así es que hágame un favor (más que nada por poner las cosas en su sitio) si, en efecto, fui un pésimo estudiante, anote esto: Y muy brillante.
Yo más bien creo que soy todo un campeón.

Anónimo dijo...

¿Cuál es el número de cuenta para ayudar al CICCP a pagar a los ICCP de Alicante que se les negó la colegiación en Murcia? 30.000 euros por 10 cabezas son 300.000 eurazos, necesitarás una mano Sr. Guillamón.

Juan Guillamón Álvarez dijo...

Sr. anónimo, agazapado y valiente intruso, le diré que, en efecto, me vendría bien esa estúpida ayudita para poder, de tal modo compensar económicamente a esos caballeros que utilizaron una vía tan específica y honorable vía como la de la prestigiosa escuela italiana de Ancona. Veamos, sí, acepto su generosa oferta. Disponga lo necesario para enviar al Central Bank de Burundi (entidad, como usted bien sabe, de elevado prestigio) un talón nominal por valor de 120 cr., una vez allí solicite su homologación-conformación. Una vez efectuada tal acción, ordene su ingreso en el banco Cajacaminos para que sea ejecutado y coadyuve a indémnzar a señores no tan ordinarios como usted.
Recuerdé, no obstante, que el colectivo ICCP no dispone de demasiados elementos como su modo de intervenir anuncia. Le recomiendo que complete su formación en Italia en viaje relámpago de ida y vuelta a fin de que adquiera la clase, el estilo y el saber estar del colectivo al que usted, intrusivamente, se ha visto obligado a 'considerar'.
Entienda, por demás, que a la Justicia hay que respetarla siempre pero de ahí a aceptarla hay un trecho suficientemente amplio como para que yo pueda considerar acerca de usted que es un perfecto y temerario indocumentado, y no tome esto último como agresión a su persona, sino como apreciación mía: Me resulta usted harto ordinario y vulgar. Y, por cierto, ya va siendo hora de que muestre su identidad y no me surja como fallido depredador literario de mi consolidado estilo. No me llega a la suela de los zapatos, por eso no da la cara. Haga como yo, que lo destripo.

Anónimo dijo...

¿Como ser ingeniero de caminos en España?

- OPCION 1: 6 años (graduado en ingenieria civil en España + máster caminos en España).

- OPCIÓN 2: 5 años (master integrado en ingeniería civil en Postugal) > invocar posteriormente convenio ICCP con ORDEN DE LOS INGENIEROS PORTUGUESES

- OPCION 3: 4 años (Meng Civil Enginer en Reino Unido - curiosamente igual a lo que dura el grado en ingeniería civil en España) > invocar convenio entre ICCP e ICE... y por arte de "mafia" ya es uno ICCP en España.

Entérese Señor que la Comisión Europea avala estos Convenios, y es más establece que la formación mínima debe ser de 4 años ... a ver como lo explica.

Anónimo dijo...

¿Como ser ingeniero de caminos en España?

- OPCION 1: 6 años (graduado en ingenieria civil en España + máster caminos en España).

- OPCIÓN 2: 5 años (master integrado en ingeniería civil en Postugal) > invocar posteriormente convenio ICCP con ORDEN DE LOS INGENIEROS PORTUGUESES

- OPCION 3: 4 años (Meng Civil Enginer en Reino Unido - curiosamente igual a lo que dura el grado en ingeniería civil en España) > invocar convenio entre ICCP e ICE... y por arte de "mafia" ya es uno ICCP en España.

Entérese Señor que la Comisión Europea avala estos Convenios, y es más establece que la formación mínima debe ser de 4 años ... a ver como lo explica.

Juan Guillamón Álvarez dijo...

Gracias por su desinteresada aportación. Además, tome nota, de dos opciones más.
OPCIÓN 4.- Título de ingeniero civil en Alicante, vuelo homologado a Laureae Quinquienale de Ancona, Italia y regreso posterior a España.
OPCIÓN 5.- La mejor, con título de ingeniero técnico, fines de semana en UCAM.
Saludos.

Anónimo dijo...

Yo he estudiado el Grado en la Ucam (la adaptación). También soy Ingeniero Industrial por la UNED e ITOP por la pública. El problema de Caminos en España es que hay quien cree que "la letra con sangre entra", asi que si en un sitio te enseñan, y por tanto aprendes, hay quien cree que estas peor formado que un sitio en el que no se enseñan y suspendes. He de decir que hay escuelas de Caminos, como la de Ciudad Real, con un nivel mas bajo que la UCAM, y desde luego más bajo que la publica donde estudie ITOP. ¿Alguien cree que redactar un proyecto es colorear con ceras un plano?, ¿o que se puede elegir una bomba de una estación de bombeo porque es la que entra en la caseta?. Esto no pasa en la UCAM, pese a quien pese. Quien este hoy en día en contra de la formación online, no sabe donde vive. La UCAM no le gusta a quien le ha costado años sacar una carrera y ha tenido que comerse muchos ceros –aunque termines de notable 11 años después- , que alguien de capacidad similar lo termine a curso por año (y por tanto con 6 años mas de experiencia) y encima este igual o mejor preparado. Tu problema es que en esos 11 años no has aprendido que si suspendes es porque no te han formado, te han estafado, te han robado tiempo y esfuerzo. ¿te has parado a pensar lo buen ingeniero que serias si esos 11 años los hubieses pasado formándote en vez de esquivando suspensos?. No tendrías competencia, no te preocuparías por la formación de los titulados de otras escuelas, tu serias notablemente mejor. Si criticas a la UCAM es porque los tienes como tu competencia, en tu nivel, pero eso no te va a devolver los años que has tirado estudiando Caminos en Madrid y el coste de oportunidad que supone terminar una carrera con 29-30 a terminarla con 23, y encima terminarla sin estar quemado. Espero que algún día lo superes.

Anónimo dijo...

Por cierto, a pesar de la mafia que tenéis montada en Madrid, cada vez son más los Ingenieros de la privada que aprueban las oposiciones al Cuerpo de Caminos del Estado, no estarán tan mal formados
(a los opositores se les pregunta donde han estudiado para "hacer estadísticas..." .Hay que presentarte al examen diciendo que has estudiado en cualquier centro publico y sin estar colegiado, si no corres el riesgo que estos "formados ingenieros de Madrid" te suspendan a capricho, señal inequívoca que pone de manifiesto la formación de los ingenieros del la publica que opositan)

Juan Guillamon dijo...

El mismo Anónimo anterior incluye en un posterior correo esto otro, a fin de completar su brillante comentario: "Por cierto, a pesar de la mafia que tenéis montada en Madrid, cada vez son más los Ingenieros de la privada que aprueban las oposiciones al Cuerpo de Caminos del Estado, no estarán tan mal formados (a los opositores se les pregunta donde han estudiado para "hacer estadísticas..." .Hay que presentarte al examen diciendo que has estudiado en cualquier centro publico y sin estar colegiado, si no corres el riesgo que estos "formados ingenieros de Madrid" te suspendan a capricho, señal inequívoca que pone de manifiesto la formación de los ingenieros del la publica que opositan)"

Juan Guillamon dijo...

Acabo de incorporar el anterior comentario, y no antes pues -no sé debido a qué- entró en mi correo electrónico directamente a la carpeta de spam. Una vez recuperado, por suerte, procedo a su publicación. Publicación que se corresponde con un anónimo, como suele ser habitual en el tipo de debate que se procura establecer conmigo en este blog tan abierto a cualquier tipo de opinión.
Es lástima las pérdidas de tiempo que anónimos como éste me hacen perder. Y lo digo con claridad pues el nivel intelectual que se desprende de su autor no es propio, no ya de un ingeniero de caminos sino del más vulgar universitario del común de cualquier universidad española, ya pública, ya privada. Se pierden sus consideraciones en un pretendido y hueco ataque personal hacia mi persona, a fin de desviar la atención de lo concreto del asunto hacia cuestiones personales. Da por hecho que mi apreciación negativa del Máster de ICCP en la UCAM no rebasa los límites de mi propia visión alterada y matizada por mi experiencia personal respecto a mi formación y, como no, de unos supuestos fantasmas. No es así, es mucho peor para el Anónimo.
No estoy acostumbrado a debatir con sujetos que no son capaces de aportar inteligencia a sus precisiones y practican la estúpida maldad de desprestigiar al contrario mediante juicios de valor muy propios de quien se atreve (en plena oscuridad) a contradecir mis juicios. Lugares comunes de universitarios mediocres, sin duda.
Por tanto, lejos de utilizar las armas del Sr. Anónimo, llevaré las cuestiones a las coordenadas de la objetividad y pongo en su conocimiento –de manera gratuita, desinteresada- que, no estando (¡por Dios¡)en contra de las universidades privadas sino todo lo contrario, sí que lo estoy contra la actual organización del Máster ICCP de UCAM (al tiempo que deseo para él, una vez adcuado como es preciso a las condiciones que requiere tan reputado título universitario, toda clase de venturas). Y lo estoy, digo, porque no reúne en la actualidad las condiciones para su impartición de las garantías mínimas para un título como el de ICCP. También, porque la planificación docente supone la concentración de las clases teóricas en la tarde de los viernes y en parte de la mañanas de los sábados, con la consiguiente merma en la adquisición de conocimientos que esto supone en el alumnado. Y por carencias serias que se deriva de la falta de profesores con una trayectoria docente e investigadora amplia, que debiera ser evaluada positivamente por alguna agencia de calidad, oficial, y que es el auténtico déficit crítico de este Máster. El déficit de Laboratorios, especialmente el de Ingeniería Estructural (aspecto este último que, sin menosprecio a todos lo demás, constituye, y ha constituido siempre, una de las señas de identidad del Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos en España).
En suma, ni la planificación temporal (week end, otra vez) de la enseñanza de tipo teórico, ni el profesorado de materias básicas en esta Ingeniería, ni el laboratorio de Ingeniería Estructural que sustentan este Máster garantizan las condiciones mínimas para que los estudiantes puedan, ni por supuesto Ud. Sr. Anónimo, asimilar los contenidos y adquirir las competencias que les permitan convertirse, al finalizar sus estudios, en Master en Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos para que pudieran ejercer esta profesión con las debidas garantías.
Y hemos terminado, usted y yo este debate. Quizá sería deseable a fin de llegar un acuerdo solicitar nosotros el laudo imparcial de la ANECA. Quizá.

Anónimo dijo...

Algún día los ICCP podrán competir con los Telecos e Industriales, cuando dejen la caseta de obra y los bares y aprendan programas, es muy difícil encontrar a un ICCP que sepa usar Autocad, el programa básico de la ingenieria, los telecos e industriales lo manejan a diario. Pero hasta que no se extingan los dinosaurios no pude aparecer el ICCP del siglo XXI.

Anónimo dijo...

Señores, mientras algunos compañeros se afanan en degradar a otros por donde hayan estudiado, multitud de titulaciones nos están comiendo el terreno.. bueno ya nos lo han comido, sobre todo
En cuanto a agua se refiere.

..ologos, ambientales, agrónomos, forestales, industriales....

Al final las rencillas internas nos harán desaparecer.

Jose dijo...

Antes de nada, decir que me parece fatal que critiquéis de esta manera tan sucia al autor de este blog "necesitarás una mano sr Guillamón", ese comentario es de los más ruines y maleducados que he leído en un blog. Que entreis en este tipo de descalificaciones con una persona que lo que hace es exponer su opinión sobre un tema.

Lamento no haber encontrado este hilo antes, pues parece que llego algo tarde al debate, pero bueno nunca es tarde y más cuando ANECA aun no ha dado el visto bueno al título ICCP de la UCAM (aunque poco le faltará, todo se termina pagando claro).

Me gustaría contestarle a algunos anónimos, como al del 20 de Junio de 2011. Para empezar algunas de tus afirmaciones son bastante curiosas, yo conozco con nombres y apellidos a compañeros que no aprobaban en Cartagena y en la católica sacaban 8 y 9,por lo que parece ejemplos hay en ambas direcciones, pero te aseguro que tengo alguna experiencia propia: he trabajado en dos academias técnicas de Murcia impartiendo asignaturas de estructuras de Hormigón y Geotécnia a alumnos de ITOP de UCAM y de UPCT, te aseguro que las diferencias en dificultad existen, te aseguro que mis alumnos aprueban y te aseguro que la formación que recibimos en Cartagena es bastante mejor.

Eso de que repiten exámenes simultáneamente no termino de entenderlo (al mismo tiempo?), supongo que querrás decir continuamente....ahí también te veo falto de información y de objetividad.

Aunque mi comentario favorito es "ningun alumno de la UPCT se pasa a la UCAM"....quizás una razón sean los casi 5000 euros de matrícula o...quizás la mala fama que se esta ganando la católica... pero ya te aseguro que por dificultad no es.

Luego pasamos al tema de la adaptación al grado de ingeniería civil y cuando digo adaptación, me refiero a venta, lo que montó la católica era una risa, la gente aprobaba incluso sin ir a clase con su modalidad online, mientras que la pasarela de la UPCT al menos te aportaba competencias (que no atribuciones) a tu formación con su doble especialidad.

Y para terminar, a los señores anónimos que tanto defienden el Master ICCP de la UCAM, creo que dos años después de la implantación de ambos másteres ya podemos ver los resultados:
En el Máster de la UCAM han terminado en el tiempo exacto el 90-95% de matriculados.
En la UPCT, rondará el 20%.
Así que yo personalmente no me fiaría mucho de la formación recibida del grupo de la católica.

A mi me parece un dato demoledor el hecho de que habiendo 10 universidades públicas impartiendo ICCP y 3 Privadas, casi el 40% de los egresados anuales sean de universidad privada.

Pero bueno, mi opinión y aportación es tan subjetiva y discutible como la de cualquier otro anónimo....aunque los números y los hechos son los que son.




Juan Guillamon dijo...

No es oficial, pero parece que ANECA ha dado su visto bueno a UCAM pues según dicha institución 'las cosas han mejorado notablemente'. Tal cuestión es un asunto objetivo y, por tanto, merece mi consideración.
En otro orden, el número de egresados en UCAM en comparación con otras escuelas -Cartagena, por ejemplo- merece un análisis posterior y, desde luego, si entre los egresados de UCAM encontramos alumnos con residencia allende la Región y con trabajo laboral y fijo de horario normal, quizá es posible que el 'on line' haya sido decisivo en su graduación.
En resumen, si tras tres informes de ANECA se ha producido el visto bueno al Master de ICCP no puedo por menos que felicitar a esa universidad en el bien entendido de que la presión que hemos dado algunas personas, al final, ha dado sus frutos. Entonces, todos felices.

GUILLACRÓSTICO 41

41 CHISPAZOS  ESTIBA. - Lo de la pasada semana en el Congreso, con lo de los estibadores, resulta impresionante. Con todo, lo más grand...