miércoles, mayo 21, 2014

OJALÁ

Ojalá que mi convencimiento de que Ucrania se ha metido en una guerra civil no sea más que producto miserable de lo más siniestro de cierto punto de vista. Ojalá esté equivocado, alejado del equilibrio con el que hay que observar las cosas. Ojalá. Una guerra civil es la peor versión de todas las guerras. A su fin, no hay ni ganadores ni vencidos. Estos, porque pierden y aquellos porque pierden más de lo que han ganado. Rusia amenaza con con la peor de sus amenazas: la energía. Corte de suministro como arma letal. Oriente versus Occidente, de nuevo. Que los americanos, como siempre, vengan a salvar el conflicto es de esperar. Ojalá.
Post Comentario.- Y, como suele suceder en casi toda guerra, el asunto del 'money' está de por medio. Putin mira a China para hacerla 'cliente' de su gas, pero creo que los chinos dejaron de ser tontos desde que el Domund dejó de funcionar, y no estará por la labor, teniendo -a su vez- clientes tan de peso como USA y UE. Eso sí, China debería abandonar poco a poco su extremada dependencia del carbón. Las admoniciones apocalípticas de mis amigos ecolo-radicales se quedan en pintura frente a los excesos carboníferos de los amables chinos.

No hay comentarios:

GUILLACRÓSTICO 41

41 CHISPAZOS  ESTIBA. - Lo de la pasada semana en el Congreso, con lo de los estibadores, resulta impresionante. Con todo, lo más grand...