viernes, noviembre 15, 2013

MÉDICOS

Desde luego, vivir en una ciudad como Murcia tiene eso de que la calle es como el pasillo de tu casa lleno de gente de lo más familiar. Hoy, en mi itinerario hasta mis asuntos, los encuentros son cosa de médicos.  El doctor Gómez Fayrén viene de visitar a un amigo, no como médico sino como amigo. El doctor Torres, a caballo entre Madrid y Murcia, me advierte sobre asuntos cardíacos. El doctor Ferrán, muestra con educación su pena por haber sido jubilado tan pronto. Y, por las prisas, no me puedo entretener con el doctor Fernández para hablar de Potes y los Picos de Europa.

No hay comentarios:

Estado de los embalses 19-06-2018

El año 2016 no estuvo mal del todo (el malo, malísimo, fue el 2017). Con algo de suerte podremos terminar el año en la media de los último...